RADIO
en vivo

No sé usted, pero a la hora de colocar el voto, el mío obedece cada vez más a razones puramente intuitivas. La cara del candidato. Algún gesto de, creo yo, autenticidad. Una respuesta que parece medianamente sensata y fuera de libreto.

A decir verdad, lo que uno hace cada vez que vota en la Argentina, es usar el poder de la intuición. Sin bases políticas, sin ideologías, sin movimientos claros, concretos y definidos, lo único que nos queda en pie es echar mano a la inteligencia emocional.

Tal vez sea buena para el truco y otros juegos de barajas, pero emplear la intuición para ejercer supuestamente nuestro derecho ciudadano por excelencia, es bastante flojo. Y no es que uno se resista a informarse. A ver entrevistas a candidatos, escuchar debates, leer analistas, y la mar en coche. Este es, a mi entender, síntoma de un mal mayor: la falta de partidos políticos.

Estos partidos de ahora son sólo nombres de fantasía, una cartulina pegada con cinta. No tienen historia. No tienen bases. No representan tradición de pensamientos de ninguna clase. Son sencillamente amontonamientos humanos encausados en pos de una oportunidad de corto alcance. Alianzas, rupturas y traiciones armadas sólo con el fin de acomodar un puntito, una banca, poner aunque sea el dedo pequeño en el gran plato del poder.

Es urgente: hay que volver a las viejas épocas donde los partidos tenían una historia. Y garantizaban una línea de pensamiento. Sólo con las siglas ya eran reconocidos: el PI, el PJ, la UCD, la UCR, el PC. Ahora, es poco lo que queda de esas siglas. Y la tradición y la historia se han ido a pique. En Estados Unidos, al menos, es más sencillo: están los demócratas y están los republicanos. Y la diferencia entre ellos, es palpable. En la Argentina, los partidos políticos históricos están acabados. Y sus sedes centrales son piezas de museo. El costo de todo esto, es muy caro. Usar la intuición. Ese músculo etéreo que tan bien saben moldear los asesores de campaña. Con un poquito de acting. Y otro poquito de photshop. Que Dios nos ayude.

COLUMNISTAS

La Política

Corea del Centro y el peso de los hechos

Por: Luis Majul

(Columna publicada en Diario La Nación) Por encima de las cuestiones personales, la polémica generada durante la noche de entrega de los Premios Martín Fierro sirve para abordar dos asuntos...

Actualidad

Rosendo Fraga: "Macri salió fortalecido de la elección pero está obligado a negociar…

Por: Redacción

El 2017 sin dudas ha sido un año de grandes definiciones políticas en el país. Hasta el mes de octubre todo estuvo determinado por el año electoral y las apuestas...

Actualidad

Ocaña sobre FIFAGate: "Grondona exportó un sistema de corrupción desde la AFA al mund…

Por: Redacción

Ayer el ex directivo de Torneos y Competencias, Alejandro Burzaco, declaró en el marco del juicio que se desarrolla en Estados Unidos, y que investiga el llamado FIFAGate, sobre el...

Actualidad

El informe de La Cornisa que reveló las mafias en el fútbol argentino

Por: Redacción

En el año 2015, una investigación especial de La Cornisa TV, expuso una serie de escuchas telefónicas que revelaron las mafias del fútbol argentino y que adelantaron muchos de los...

Crónicas + Desinformadas

Cruzada anti tatuaje

Por: Cicco

De todas las modas tontas –que de por sí ìntrínsecamente toda moda es tonta- la más demencial, sin dudas, es el tattoo. Y esta costumbre que debió permanecer sólo reservada...

Opina Deporte

No dejen morir a DyN

Por: Pablo Llonto

Es triste el momento de tantos medios, pero hoy nos toca hablar de Dyn y de cuánto perderá el periodismo deportivo y el periodismo todo si hacen desaparecer a Dyn.

Actualidad

Bullrich sobre viuda e hijo de Escobar Gaviria y lavado de dinero en el país

Por: Redacción

Ayer en La Cornisa TV, se presentó un informe exclusivo que expuso las obras y las diferentes inversiones que habrían sido realizadas en el país con el objetivo de lavar...

La Política

Periodistas argentinos con aires de superioridad

Por: Luis Majul

(Columna publicada en Diario El Cronista Comercial) Hace un tiempo escribí un artículo sobre los periodistas a los que irónicamente se los denomina como habitantes de Corea del Centro. Los...