RADIO
en vivo

carnaval

Por Cicco. Primero estaba el de Río. Luego el de Bahía. Entonces llegó el de Gualeguaychú en Entre Ríos. Y ya la fiebre se hizo epidemia. Cuando quisimos darnos cuenta, teníamos carnavales hasta en la sopa.

 

Y sí, a la gente le gusta. Le encanta el carnaval. Disfrutan de ese espíritu desbordante del viva la pepa, aunque a esta altura del partido, la Pepa debe estar más para el arpa que otra cosa. Pero nos gusta, nos encanta, le decía, esto del carnaval. Pues, una vez que acabó la excusa de la navidad y el fin de año, la gente necesita un argumento sólido y de calendario, una razón histórica, lógica y mundial para justificar ponerse nuevamente del reverendo moño. Y qué mejor que el carnaval. Esa algarabía made in Brasil donde lo que se trata es de apretar el pomo y que no nada importe otro pomo más. No hay nada mejor para el carnavalero que esa mezcla andante de luces y minas, de autos y monstruosidades, llamadas carrozas, que todo carnavalero sigue desorbitado cual niño en juguetería. La carroza es equivalente al juguete del hombre moderno: la ve pasar, radiante y musical, envolvente y escultural, y nunca puede subirse.

El carnaval responde uno tras otro a los eslóganes que te inoculan las compañías: disfrutá mientras puedas. La vida es una fiesta. Y con máscara encima, todo vale.

Perdón que sea aguafiestas, pero, como podrás sospechar, el carnaval nunca fue lo mío. Odiaba que me tiren agua. Odiaba que me tiren espuma. Odiaba la gente con máscara. Odiaba el baile murguero. Y en fin, odiaba tanta alegría concentrada, suelta y chorreante cual reguero de orín en la calle.

Es paradójico, pero tanta gente programadamente alegre, me pone triste.

Y ahora resulta que a los pueblos, a las provincias, a los grandes creativos del turismo, no se les ocurre mejor idea para convocar visitas que organizar sus propios carnavales. El otro día un amigo fue al de Lincoln y me mostró videítos. “Horas y horas sin parar de carrozas, parecía Río”, me contaba, entusiasmado. “Gastamos con mis nenes menos de 300 mangos, comida incluida”. Las carrozas de Lincoln parecían, verdaderamente, de primer mundo.

Estamos rodeados: hoy en día, si bien en un pueblo vecino al mío hay, desde hace tiempo, corso y carnaval –nunca entendí bien la diferencia-, ahora en mi pueblo quieren también institucionalizar el propio. Que Dios nos ayude. Y que el reinado del rey Momo se termine de una buena vez. Ya tenemos demasiado. El carnaval es un pomazo.

COLUMNISTAS

Crónicas + Desinformadas

Cámara oculta que me hiciste mal

Por: Cicco

De tanto revisionismo histórico mediático, hemos descubierto que esa herramienta fabulosa del periodismo de investigación –hablamos aquí de la cámara oculta-, no era tan fabulosa como pensamos en los ’90...

Actualidad

Berensztein: "En las elecciones las coaliciones dominantes serán más amplias"

Por: Redacción

Hoy se confirmó que Sergio Massa finalmente será el primer candidato a diputado nacional en la provincia de Buenos Aires por el Frente de Todos, que encabezan Alberto Fernández y...

Opina Deporte

Baños de humildad

Por: Pablo Llonto

Todo el veneno que destila la camarilla deportiva (Niembro, Pasman, Caruso y mil más) se desliza por los medios de comunicación cual si fuesen los lamentos de una generación que...

Actualidad

Pichetto: "El espacio del medio se achicó"

Por: Redacción

Ayer en la emisión de La Cornisa, el senador nacional y pre candidato a vice presidente del oficialismo, Miguel Angel Pichetto, fue entrevistado por Luis Majul en los estudios de...

Libros y Lecturas

El barroco contemporáneo

Por: Juan Terranova

Lunes. Me hubiera gustado dedicarme a la lingüística. No solo de forma amateur como lo hago hoy. ¿Podría? Recuerdo que los lingüistas de mi facultad eran unos taradúpidos que se...

Actualidad

AGIP: la Ciudad exime del Impuesto de Sellos a los autos 0km

Por: Redacción

La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires aprobó la Ley N° 6169/19, que exime del Impuesto de Sellos a las operaciones de compraventa de autos 0km que se radiquen...

Crónicas + Desinformadas

Ciclistas al desnudo

Por: Cicco

Fue parte de una ola de protesta en reclamo a mayores medidas de seguridad para los ciclistas. Se dio una en Madrid, otra en el DF. Ya se había hecho...

La Política

La designación de Pichetto estaría resultando mejor de lo esperado

Por: Luis Majul

(Columna presentada en CNN Radio y publicada en Infobae) Los paracientíficos del laboratorio de ideas políticas de Cambiemos están de parabienes: la designación de Miguel Angel Pichetto como compañero de...