RADIO
en vivo

foto

Por Juan Terranova. Las tradiciones son maleables. Todo se puede justificar desde la tradición porque la tradición es un fichero en el que está todo y del cuál podemos seleccionar lo que queramos, lo que más nos convenga, lo que creamos que nos puede ayudar. Borges se dejaba ganar por la ansiedad cuando hacía saltos de una tradición a otra, cuando justificaba y promocionaba exportaciones e importaciones. ¿Por qué? En una tradición, cualquiera, la más ruin, la más excelsa, están todas las tradiciones. Lo que vale, entonces, son las lecturas selectivas, las combinaciones, los olvidos, lo que se recupera y cómo se lo recupera.

 

¿Podríamos decir que Houellebecq es uno de los pocos franceses que lee bien la tradición de lo moderno? Digamos, mejor, que es un lector productivo de la modernidad francesa, de su ironía, de su decadencia, de su voluptuosidad. Su lengua avanzó mucho en autoexamen y celebración durante el siglo XX. Lo que hoy llamamos “teoría francesa” está en el centro de ese fenómeno. De Saussure a Lacan, de Deleuze a Derrida, las bibliografías obligatorias del mundo saben de lo que hablo. Y el barroco, que nunca se fue, ese merengue saturado, que se hace punzante, tentacular, vive en cada despacho académico. Eligiendo otro andarivel, los autores que recupera Houellebecq son Balzac, Flaubert, los Goncourt, por supuesto, pero también Fourier, Comte, Tocqueville. De fondo, un Émile Zolá transfigurado en su esencia pero percibido en intención. Y Baudelaire, mucho Baudelaire, con el que entra, de una nitidez cegadora, lo desagradable.

El trabajo con lo material, que siempre es corrupto y se corrompe, lo perecedero, la ansiedad erótica, la miseria del dinero y sus fantasmas y su sensualidad, tiene, todavía hoy, el favor del mercado de la novela. ¿Por qué? ¿Porque cuando leemos una novela no queremos saber cómo deben ser las cosas, sino como son? Contra el humanismo fóbico, lejos de los gabinetes, Houellebecq hizo regresar la novela francesa a la experiencia leyendo la parte execrable del placer que nos ofrece la modernidad. Se sacude así el lastre anegador del existencialismo. Ese aire de universidad, de abstracción, de beca escolar y distancia que tiene lo francés. Tautológicamente, lo desagradable no gusta. Y si se lo vende como desagradable pero no lo es, decepcionada. Por eso hay que trabajarlo. Así Houellebecq, que maneja una muy acabada artesanía del escándalo, también es diestro con la forma novela, la composición del francés y los tiempos bursátiles.

Aparte, escribió poemas. Insultó a Jacques Prévert. Jugó a ser cineasta. Desapareció y apareció. Se sacó fotos desnudo. Se volvió más excéntrico, más irritante, más visible. Consiguió un éxito que seguramente no buscaba pero que disfruta y sobre todo utiliza. En su repertorio de trucos está la ambigüedad de no juzgar y la intensidad de la duda. Así las cosas, tenemos aquí un novelista francés que vive de su personaje, que manipula a la prensa, que es universal a base de los contrastes entre turismo, Gran Capital, hipocresía y terror político. ¿Lugares retorcidos, retratos fríos? La novela argentina, que cada tanto cae en la desgracia insalubre de no decir nada, quizás debería volver a Houellebecq. Ya que, parafraseando Ciorán, si no podemos integrar su tradición, quizás, como hacemos casi siempre en la nuestra, logremos consagrarnos a sus restos.

COLUMNISTAS

Actualidad

El consultor Giacobbe sobre el actual estado de ánimo de los votantes

Por: Redacción

Falta un mes y una semana para que finalmente llegue la fecha de las elecciones presidenciales. Un día después (el 28 de octubre), según marcan los relevamientos, lo más factible...

Hiper Show

Halvorsen: ""Pequeña Victoria" es una serie que apunta a valorar la empatía…

Por: Redacción

"Pequeña Victoria" es la nueva ficción de 2019 que Telefé acaba de estrenar en el prime time de Argentina. Con un elenco multiestelar encabezado por Luciano Castro, Julieta Díaz, Inés...

Actualidad

Cigarrillo electrónico: ¿por qué alertan sobre graves riesgos para la salud?

Por: Redacción

Es cada vez más común cruzarse en las calles con personas que los usan, incluso entre adolescentes. Son los cigarrillos electrónicos que han ganado terreno más allá de no estar...

Crónicas + Desinformadas

Galán en el olvido

Por: Cicco

Un mes atrás, en una verdulería del pueblo –mi pueblo- lo vi: misma nariz chata. Mismo rostro galán. Algunas canas más, pero bien conservado. No era la verdulería más top...

Actualidad

"Toto" de Vedia: curas villeros día a día con la gente más necesitada

Por: Redacción

En el contexto de crisis económica y social, los curas villeros son los primeros en observar el aumento de la pobreza y el empeoramiento de la situación de las poblaciones...

Opina Deporte

Deportistas y periodistas de verdad

Por: Pablo Llonto

Ni la derrota dignísima ante España de nuestros basquetbolistas, ni el dolor por la noticia de la muerte de Enrique Rodríguez, el mejor periodista dedicado al deporte olímpico y amateur...

Hiper Show

Cuestionario Acervo: se estrena el nuevo programa de la dupla Duprat-Cohn por A24

Por: Redacción

Sin conductor, y a través de un cuestionario con preguntas que recorren desde lo trascendente a lo aparentemente banal, Acervo indagará sobre las certezas, reflexiones, experiencias y puntos de vista...

Actualidad

Carlos Melconian en La Cornisa

Por: Redacción

El economista Carlos Melconian fue entrevistado hoy por Luis Majul en el programa La Cornisa en los estudios de América. El consultor y ex presidente del Banco Nación, quien en...