RADIO
en vivo

Con toda esta búsqueda frenética del submarino ARA San Juan y los 44 tripulantes argentinos, en medio de la desesperación, la supuesta falta de oxígeno y demás peligros en ciernes, uno se pregunta: ¿para qué corno inventó la humanidad algo tan contraproducente como un submarino? Digo yo: ¿por qué no nos quedamos en disfrutar de la superficie en barco, la bella línea horizontal del horizonte, el mar meciéndose por todas partes, y nos dejábamos de jorobar de una buena vez?

Parece que, así como todos los caminos conducen a Roma, todas las invenciones conducen a Leonardo da Vinci. Y el bosquejo más remoto en la antigüedad de lo que sería un submarino se lo debemos a él. Pasaron años hasta que un loco llamado Cornelius van Drebbel se lo tomó en serio: envolvió un bote con pieles, lo enceró y se metió con un puñado de amigos durante tres horas bajo el agua. Esto fue en 1620, sobre el Támesis en Inglaterra. Para moverse empleaba remos. Y aún se discute cómo hizo para respirar allí abajo –¿utilizó tubos que salían del agua?-. Lo que sí se sabe es que, para subir y bajar el primer submarino, Cornelius utilizaba vejigas de cerdo que llenaba y vaciaba según la necesidad. Un demente hermoso.

En 1776, a David Bushnell le debemos el primer submarino con fines milicos. Era de madera y su función maravillosa era colocar explosivos debajo de los barcos enemigos. Un dulce, David.

Tiempo después, llegó la tecnología y John P. Holland y Simon Lake fueron los padres de los modelos modernos –algunos países adoptaron los de Holland, otros los de Lake, iba en gustos, vio-, más parecidos a los que vemos hundirse hoy en día algunos con mejor suerte que otros.

Todo este introito whikpediero, señor lector, para contarle que, en líneas generales, el submarino siempre me dio mala espina. Siempre olió a gato encerrado. De todos los vehículos, el submarino es el más canuto de todos. El más ladino. El más traicionero.

Cada vez que hay una guerra, junto con los misiles, lo primero que se envían son submarinos. El tanque siempre pareció el hermano fuerte y bobo de los vehículos militares. Y el helicóptero el primo debilucho que lo voltea el primer resfrío. Pero ahí está el submarino, siempre escurridizo como funcionario kirchnerista, agazapado y dispuesto a atacar cuando ya nadie piensa en él. “Eh, dale”, uno tiene ganas de gritarle, “¿por qué no das la cara y te convertís en barco?”

COLUMNISTAS

Mundo Cine

Rocky Balboa, Creed y listados vuelteros

Por: Javier Porta Fouz

El mes habitual de los listados es diciembre, aunque alguna gente los hace en noviembre, y eso que hacen balances “del año” -que sigue su curso, impertérrito. Pero no quiero...

Crónicas + Desinformadas

Elige tu propia demanda

Por: Cicco

Tal vez nunca escuchó hablar de una empresa llamada Chooseco. Pero lo importante aquí no es el nombre de la empresa, sino de su producto estrella: los libros infantiles de...

Actualidad

Bravo: "Las radios en el mundo tienen formatos muy diferentes a los locales"

Por: Redacción

(Entrevistas destacadas del año que pasó - Publicada en agosto de 2018) En el día de la radio, y para homenajear a ese medio de comunicación, Luis Majul comenzó su programa...

Opina Deporte

Sarna con gusto no pica

Por: Pablo Llonto

Una queja periodística se entrometió el pasado sábado en los pliegues de la prensa deportiva.

Actualidad

Una mañana con Javier Calamaro en Radio Berlín

Por: Redacción

(Entrevistas destacadas del año que pasó - Publicada en marzo de 2018) El gran músico Javier Calamaro estuvo en marzo de 2018 de visita en los estudios de Radio Berlín, y...

Libros y Lecturas

Diario de lecturas 348

Por: Juan Terranova

Lunes. El cine me parece una pérdida de tiempo. Prefiero leer sobre cine que ver cine. Las películas, por lo general me aburen. No todas, claro. Las que no me...

Actualidad

Radagast: "Trabajo con lo que me sucede y desde la mirada de un niño"

Por: Redacción

(Entrevistas destacadas del año que pasó - Publicada en Abril de 2018) Es un artista difícil de clasificar, porque es un músico, pero también es un mago y a su...

Crónicas + Desinformadas

Vacaciones ideales vs. vacaciones reales

Por: Cicco

Cada vez que uno decide partir con destino vacaciones, siempre una vez que llega se frustra un poco. Inclinado a elegir el lugar por el avistaje de fotos en la...