RADIO
en vivo

Libros y Lecturas

Lunes. Pablo, predicando, anticipando el psicoanálisis freudiano, demostrando que conocía mucho el alma humana: “Y si lo que no quiero hacer, eso hago, estoy de acuerdo con la ley, reconociendo que es buena. Así que ya no soy yo el que lo hace, sino el pecado que habita en mí. Porque yo sé que en mí, es decir, en mi carne, no habita nada bueno; porque el querer está presente en mí, pero el hacer el bien, no. Pues no hago el bien que deseo, sino que el mal que no quiero, eso practico. Y si lo que no quiero hacer, eso hago, ya no soy yo el que lo hace, sino el pecado que habita en mí. Así que, queriendo yo hacer el bien, hallo la ley de que el mal está presente en mí. Porque en el hombre interior me deleito con la ley de Dios, pero veo otra ley en los miembros de mi cuerpo que hace guerra contra la ley de mi mente, y me hace prisionero de la ley del pecado que está en mis miembros. ¡Miserable de mí! ¿Quién me libertará de este cuerpo de muerte? Gracias a Dios, por Jesucristo Señor nuestro. Así que yo mismo, por un lado, con la mente sirvo a la ley de Dios, pero por el otro, con la carne, a la ley del pecado.”

Viernes 30. Nada. No sé.

Domingo. 25 de diciembre. Mi abuelo habría cumplido cien años ayer. Mis dos abuelos eran del 16, hijos de la Primera Guerra. También cumplió cien años el Curso de lingüistica general de Saussure. Un tercer abuelo putativo, el abuelo crítico. La genealogía podría empezar por ahí. Ayer Papa Noel me trajo Billy Bond y la pesada del rock and roll de Ezequiel Ábalos. Empiezo a leerlo hoy mismo. Quizás el siglo XX pensó demasiado en sí mismo y nunca se preparó para el siglo XXI.

Lunes. Mataron al embajador ruso en Turquía. Por la tarde, fui a nadar.

Lunes. La onerosa actividad de leer solo es compatible consigo misma. Nada es compatible con la actividad de leer. No lo es escribir, mirar, escuchar, ni mucho menos trabajar, ni dibujar, ni filmar, ni nadar, o correr, o caminar. Leer es un absoluto. Quizás esperar... En la espera uno lee. Y en la angustia siempre hay espera. Aunque lo contrario puede tener excepciones. No siempre la espera genera angustia, sobre todo si uno aprovecha ese tiempo para leer, por ejemplo, en un viaje en tren o en una sala de espera.

Sábado. Ayer, presentación del libro de Mavrakis, Houellebecq, una experiencia sensible. Vanoli leyó un breve texto muy preciso. Habló de los detractores y la pobreza de sus críticas. Yo dije que el libro de Mavrakis era una traducción al rioplatense de los libros y las teorías de Houellebecq y que por eso mismo, leído desde acá, era mejor que Houellebecq. Garcés citó de memoria pasajes de Las partículas elementales. Antes de eso conté una anécdota de amistad con Mavrakis. Es muy probable que en el futuro me dedique casi exclusivamente a contar anécdotas sobre Mavrakis.

Lunes. Los escritos de Satie me disgutan un poco. Los leo y repaso en la cama. Los recordaba más interesantes. Escribí hace años una breve reseña sobre Cuadernos de un mamífero. Mis lugares de lectura son tres. La cama, la computadora o el transporte público.

Sábado. Ya hace veinticuatro horas, quizás un poco más que no tengo fiebre. Me sigue doliendo la cabeza y sigo con mocos, pero al menos duermo bien. A la enfermedad propiamente dicha, llena de dolor y fragilidad, la sigue un estado de indeterminación, de convalecencia, podríamos decir, donde la mente vuelve a funcionar bastante bien -es una gran mejoría no sentir que el cerebro se fríe en una sartén-, pero el cuerpo todavía está lento. Antes me recuperaba de un gripe después de la segunda toma del antibiótico. ¿Qué es esto? ¿Una cepa bacteriana nueva? No, simplemente estoy más viejo. Y este diario, al que me aferré tantas veces intentando ordenar mi curiosidad y mi forma de acercarme a los libros y otras lecturas, ahora tuvo su parada en la distorsión de una infección en la garganta. Cursilería, compasión y piedad del enfermo aplicada a sí mismo.

Lunes. Un día ya de verano, lo cual me predispone bien. Compré libros, muchos. Paso un detalle: Ameghino. Ensayo sobre su vida y su obra de un tal Tasca Giordano Bruno. (¡Qué nombre!), A través de la Patagonia de Henry De La Vaulx, El problema de las generaciones literarias de Cambours Ocampo, Extractos de un diario (1908-1928) de Charles Du Bos, Los Maestros Cantores, poesía alemana medieval, bilingüe, Poderío de la novela de Eduardo Mallea. Hojeé el de Cambours Ocampo y tiene un comienzo prometedor: “Nada más esquemático que este libro -esquema de esquemas-; nada más peligroso que tratar de ubicar a escritores argentinos contemporáneos, y en muchos casos, a futuros escritores. Sabemos de memoria los riesgos que tiene esta nueva manera de ver e interpretar la historia literaria. Los argentinos estamos acostumbrados a escribir sobre las tumbas; a esperar que la muerte entregue sus fichas amarillas como una contraseña de la impunidad crítica; a no plantear el aquí y el ahora, a olvidarnos del presente y del futuro, por comodidad y cobardía.”

Lunes. Ayer llegué a San Pedro. Mi idea es leer y descansar. Ahora duermo sobre el agua, escucho la música dulce de los pantanos, melodía de la descomposición vegetal, de los reflejos nocturnos. El agua plácida de los pantanos. ¿Nunca fluye? Fluir, fluir, queremos que todo fluya siempre, que nada se quede. Pero los pantanos se resisten, prefieren la mugre, el silencio. Contra el sonido del mar, ¿la picaresca tibia de los pantanos? El pantano está en los libros subrayados, en las notas al margen, en la medianoche, en los hombres afables o taimados del litoral. El pantano es el laberinto perfecto. Más que el desierto de Borges, porque en el pantano el turista se hunde y en él, el príncipe mosquito recuerda resignado la prehistoria de los hombres cuando picaba los amargos tejidos de dinosaurios de pieles aceitadas. Leer también desde el pantano, entonces.

COLUMNISTAS

Crónicas + Desinformadas

El duelo de la primera pisada a la Luna

Por: Cicco

A medio siglo exacto del aterrizaje en la Luna, en julio de 1969 y el episodio que inauguró nuestra carrera espacial, la misión Apolo XI sigue sacando trapitos al sol...

Hiper Show

Antes del inicio de la tercera temporada, todo sobre "La casa de papel"

Por: Redacción

Ayer el programa Bebedores Seriales por Radio Berlín tuvo como foco a la popular serie "La casa de papel". Antes del estreno de su tercera temporada (el 19 de julio...

Opina Deporte

La agenda deportiva

Por: Pablo Llonto

En algún libro sobre deportes lo habrás leído: “lo importante es competir”.

Hiper Show

Otero Ramos: ""Una vez en la vida" es una historia de amor en todo sentido…

Por: Redacción

Es uno de los musicales más premiados de los últimos tiempos y que ha generado las mejores críticas en todos los países en los que se presentó. Se llama "Una...

Actualidad

Tres datos relevantes del escenario electoral según Mariel Fornoni

Por: Redacción

¿Qué cambios se produjeron en los últimos días en las perspectivas para las próximas elecciones? ¿Qué nuevos aspectos exponen los números de las encuestas? En diálogo con "La tarde de...

Actualidad

Alfredo Leuco en La Cornisa

Por: Redacción

Hoy Alfredo Leuco fue entrevistado por Luis Majul en La Cornisa por América TV. En un mano a mano, ambos periodistas abordaron una gran diversidad de temas con relación a...

Mundo Cine

Que los cumplas re feliz, Alfred

Por: Javier Porta Fouz

A un mes de que proliferen las notas sobre el aniversario número 120 del nacimiento de Alfred Hitchcock, voy a vaticinar algunas cosas. El 13 de agosto de 2019 se...

Actualidad

Radio Berlín y una jornada ideal para deleitarse con vino, chocolate y música

Por: Redacción

Ayer en la sede de Margen del Mundo, Radio Berlín organizó una exclusiva degustación de vinos de alta gama, acompañada de quesos premium y de la música del dúo acústico...